Entrevista a Alejandro Lobo y Darío Marchena

Tenemos la suerte de encontramos con Alejandro Lobo (Director) y Darío Marchena (Jefe de producción) en una cafetería de Sevilla, y como no, aprovechamos la ocasión para pasar una buena tarde y hablar de su gran trabajo: Patria.

img_1724

Nacho Vega: Bueno, estáis involucrados en un gran proyecto y me gustaría saber.. esta pasión por el cine, ¿de dónde viene?

Alejandro Lobo: ¡Esta pregunta no tiene una respuesta corta! La pasión por el cine viene desde pequeño, ya que soy de una generación en la que no existía internet, y hemos crecido viendo películas en vídeos comunitarios y en salas de cine.

_q7a4184

Nacho Vega: ¿Cuál es el momento en el que el hobby se convirtió en pasión y decidiste involucrarte más en esto, tirarte a la piscina?

Alejandro Lobo: A mi de siempre me ha gustado mucho Almodóvar, como espectador, y siempre que salía Almodóvar en la televisión, yo le decía a mis padres que quería ser como ese hombre y dedicarme al cine, a pesar de que no compartimos temática. A base de ver muchos géneros diferentes, he ido puliendo un estilo.

Nacho Vega: Has hecho varios cortos, como Changüis, La suerte del inocente, el último ha sido Pura, por el cual ganaste el VIII Concurso de Premios de Cortos de RNE… ¿para cuando un “largo”?

Alejandro Lobo: ¡Buena pregunta! ¡La eterna pregunta! ¡Eso se puede hablar con el jefe de producción! (Darío bebe agua). Siendo realistas, es muy complicado meterse en un proyecto así, no por ganas, ya que hay muchas ganas, pero es muy costoso. El proyecto de Patria, a pesar de que uno de los motores de la idea era la noticia de la detención de Ioan Clamparu alias ‘Cabeza de cerdo’, nace de un proyecto de guion de largometraje que empecé a escribir hace un par de años, que era policíaco y tenía una secuencia de un interrogatorio en una comisaría. A pesar de que es complicado… el proyecto está en mente.

_q7a4945

Nacho Vega: Bueno, Raúl Arévalo ha tardado ocho años en rodar Tarde para la ira, ¿por qué no otros ocho años para Patria?

Alejandro Lobo: Y la ha sacado siendo ya Raúl Arévalo. Yo espero que tarde o temprano, la oportunidad de poder dar un salto al “largo”, exista. Yo ahora mismo compagino dos trabajos, el que me da de comer y me permite sacar proyectos como este y el trabajo audiovisual, que es mi vocación y mi pasión, a pesar de tener que compaginar ambos trabajos, y a pesar del esfuerzo que esto me supone, ya que muchas veces hago maratones desde las 5 de la mañana hasta las 12 de la noche, por lo menos. Gracias a que tengo la ayuda fabulosa de Darío, Fran y el equipo de producción, puedo sacar esto adelante. Ganas, muchísimas.

Nacho Vega: Juan Motilla, de El niño, Darko Peric, de Mar de plástico y Fernando Tielve de Seis puntos sobre Emma. Hemos hablado de compaginar el trabajo con el cine pero… ¿cómo se lleva compaginar a estas tres figuras?

Alejandro Lobo: Pues se lleva… con mucho trabajo también, pero con mucha ilusión. La verdad es que como guionista y director, da mucha satisfacción saber que las personas en las que piensas cuando escribes una historia, te dan la oportunidad de trabajar con ellas. La verdad es que la pareja de policía siempre la veía caracterizada con Motilla y con Tielve. Da mucha ilusión saber que pueden participar con nosotros en el proyecto. Aunque la verdad es que es bastante trabajo, ya que cada actor es de una ciudad diferente y coordinar a todas estas personas, también forma parte de este juego.

_q7a4489

Nacho Vega: Esta toca leerla, ¡que es larga!

Alejandro Lobo: Léela, ¡que ahora contesta Darío!

Nacho Vega: Hablando de renombre, vuestro equipo está formado por Sergio Moure, que es el encargado de poner la música a vuestro proyecto, y que ya se ha encargado de trabajos como El cuerpo; Israel Millán, es el colorista, que ha participado en proyectos como El hombre de las mil caras, que se ha estrenado hace escasos meses; Ángela Guerrero, que es la directora de arte, encargada también de proyectos como Juego de Tronos, que ¿quién no conoce esta serie?; Antonio Santos, es el director de fotografía, que participó en El mundo es nuestro, película que nos ha regalado unas cuantas risas; Carlos Ruíz es el técnico de sonido,  que trabajó en Hubo un lugar; Jennifer Cabello, es la maquilladora, que ha trabajado en Air; Fidel Pérez, es el experto en efectos especiales, que ha participado en películas como Tres días, por ejemplo.

Patria, está claro que por los nombres de los actores, de producción, de la gente del equipo… es un proyecto bastante ambicioso, bastante fuerte y bastante grande. ¿La calidad del equipo, pesa a la hora de trabajar con ellos? ¿Hay una presión extra, o intentas que la cosa fluya?

Darío Marchena: La verdad es que con respecto a Fran Castroviejo y a mi, hemos tenido que subir un poco el nivel de la producción, ya que terminamos el año pasado nuestros estudios de producción, y la verdad es que cuando nos encontramos con un equipo de profesionales, que ha trabajado en el sector durante muchos años, es verdad que para nosotros es un gran reto estar al nivel en el que está el equipo. La relación entre departamentos es buenísima, es gente que te ayuda y saben perfectamente lo que tienen que hacer.

_q7a4600

Alejandro Lobo: Voy a intervenir para dar un apunte. Aunque es verdad que tenemos jefes de equipo y miembros del equipo que son pesos pesados, la verdad es que Darío es una persona que ha salido hace nada de estudiar, pero realmente no lo parece. Personas que no lo conocen, pero que han estado con el, han dicho que parece que lleva bastante tiempo en la profesión y que tiene las cosas fundamentales que se necesitan para hacer una buena producción. También tiene talento, tiene talante a la hora de tratar cualquier tipo de tema.

Es verdad que la presión evidentemente existe, porque tenemos gente muy importante dentro del proyecto, y la propia presión de querer sacar un buen producto. La verdad es que todas estas personas que tenemos, nos lo están haciendo muy fácil en general, y lo más difícil es organizarnos, ya que mucha gente tiene otros trabajos, y hay que coordinarse muy bien.

Darío Marchena: La verdad es que trabajamos con gente que tiene un montón de proyectos, como por ejemplo Antonio, que está con Alberto Rodríguez, y Patria quieras o no, se pisa un poco con los proyectos de la gente. Intentar coordinar a toda la gente, es un poco complicado, pero si es verdad que nos han ayudado a conseguir cosas que sin ellos, no habrían sido posibles, o tan fáciles, y te hacen respirar un poco. La disponibilidad de cada uno siempre ha sido limitada..

Nacho Vega: Ya que has hablado de Alberto Rodríguez, voy a hacer una pequeña pregunta relacionada con él. Alberto Rodríguez y su productor, Gervasio Iglesias, llevan un tiempo siendo un punto fuerte, una referencia por así decirlo, en la industria del cine, en el cine andaluz y a nivel nacional, pero no hay que olvidar que son de la tierra. ¿Creéis que es positivo para la gente que está empezando tener a alguien que vaya por delante empujando como están haciendo ellos? Porque La isla mínima, El hombre de las mil caras… son dos producciones muy potentes.

Darío Marchena: Yo creo que el trabajo que están haciendo Gervasio y Alberto es muy importante, sobre todo porque están consiguiendo mover en Sevilla muchas cosas. Entonces desde Madrid o desde Barcelona, que son las ciudades punteras del panorama audiovisual, han intentado traer a Alberto a su terreno, pero Alberto, es muy de aquí, no ha querido moverse y ha querido mover a toda Sevilla, porque en Sevilla se ha dado cuenta de que hay muy buen material, se puede explotar cine por todos lados y no moverte de tu tierra es un peso muy fuerte. También es verdad que aquí hay muchos profesionales, a pesar de la gente que se va fuera. Es un punto muy positivo en el sentido de que se queden los profesionales aquí en Sevilla y no tengan la necesidad de irse fuera.

_q7a4628

Nacho Vega: Entonces, repercute en los cineastas andaluces que están intentando crearse un hueco.

Alejandro Lobo: La verdad es que da mucho aliento. El hecho de saber que posiblemente uno de los principales realizadores que tenemos ahora mismo en España, y uno de los grandes productores también de España, sean andaluces, da muchísimo aliento para todos los que aspiramos a ser la mitad de buenos de lo que son ellos.

Darío Marchena: Esto también llama a la puerta de los que están arriba y ven que en el sur también se apuesta fuerte. Lo bueno es que esta situación atrae muchísimos rodajes.

Nacho Vega: La gente que haya visto La isla mínima, El hombre de las mil caras, ahora que sale Patria, dirán “¡aquí hay nivel!”.

Alejandro Lobo: ¡Hombre! ¡Sobre todo cuando vean Patria!

Nacho Vega: Otro tema importante: 35lobitos. ¿Cómo surge y cómo influye a la hora de proyectar futuros trabajos?

Alejandro Lobo: ¡Esa pregunta es muy complicada, Nacho! 35lobitos ha dado muchas vueltas. Empezó siendo una comunidad creativa. Lo fundamos Rafael Melgar, que es el ayudante de dirección de Patria, y yo, porque habíamos coincidido en otro rodaje y más o menos podíamos coordinarnos para sacar adelante determinados proyectos, a pesar de nuestros trabajos. En general, proyectos pequeños, porque no podíamos meternos en proyectos de mucha envergadura, ya que eramos conscientes de la realidad que teníamos y de que teníamos otro trabajo. Pero nos juntamos, y a raíz de ahí fuimos entrando en distintos tipos de proyectos, sobre todo de cortometraje, porque a los dos nos gusta mucho el tema de la ficción, también hemos trabajado en algún anuncio o algún spot que ha ido saliendo, pero todo enfocado de una manera muy realista y muy humilde.

Nacho Vega: Bueno, y hablando un poco de ingresos, y volviendo a Patria, que es el tema principal, me gustaría preguntar sobre la financiación. ¿Para cuando la campaña de crowdfunding?

Alejandro Lobo: La campaña de crowdfunding la pensamos lanzar una vez que finalice el rodaje. Prevemos que será para final de marzo o principio de abril. La verdad es que no tenemos una fecha cerrada. Cuando creamos el equipo de Patria, sabíamos que necesitaríamos sacar esta campaña de crowdfunding, porque necesitamos el dinero para financiar este proyecto, porque los proyectos ambiciosos, con buena voluntad se sacan, pero también hace falta dinero. Por este motivo buscamos a Víctor Basallote, que es la persona que se va a encargar de hacer el making of, también buscamos a Vanessa Gómez, que es la que se va a encargar de ilustrar la campaña de crowdfunding, y de esta manera, también contar con material gráfico.

_q7a4150

Nacho Vega: ¿Habrá algún detalle simbólico para la gente que apoye este proyecto?

Alejandro Lobo: Por supuesto. Va a haber distintos tipos de recompensas, según las aportaciones que hagan los mecenas que participen en el crowdfunding. Tanto las aportaciones pequeñas como los que tengan un poco más de poder adquisitivo, recibirán detalles en forma de camisetas, tazas, chapas, carteles autografiados por los actores, y un montón de material especial. Va a haber bastante material para regalar entre los mecenas.

Nacho Vega: ¡Ya sabéis! ¡Apoyad a la campaña!

Nacho Vega: El estreno del corto va a ser en la Sala Berlanga, ¿algún motivo en especial?

Alejandro Lobo: Si, el motivo es debido a que todos los años, con la celebración del concurso de Radio Nacional España de cortometraje, el ganador del primer premio adquiere el compromiso de reinvertir todo o parte del premio para realizar otro proyecto de cortometraje que se tiene que estrenar en la entrega de premios de la convocatoria del año siguiente.

Nosotros hemos apostado por Patria y no sólo hemos invertido el premio en su totalidad en este proyecto, sino que hemos triplicado lo que hemos aportado nosotros.

Nacho Vega: ¡Ya sabéis! ¡Cuando vayáis a hacer algo más sencillo, llamadme! Que yo tengo buena presencia delante de la cámara

Alejandro y Darío: (Entre risas) Ahora te cogemos los datos.

Alejandro Lobo: Y ese es el motivo. Quien da la aportación económica es la Fundación SGAE, aunque el premio lo da RNE y como la Sala Berlanga pertenece a la Fundación SGAE, todos los años el premio se entrega ahí.

Nacho Vega: Claro, la entrega de premios y el estreno del corto ganador de la pasada edición, ¿no?

Alejandro Lobo: Realmente el estreno puede ser en cualquier momento, pero la presentación del corto tiene que ser en el festival.

Nacho Vega: Bueno, pues esto ha sido todo por hoy.

Alejandro Lobo: Pero esto era para probar si grababa bien, ¿no? Ahora viene la entrevista.

Nacho Vega: ¡Si si! ¡Ahora viene lo fuerte!

Nacho Vega: Pues muchísimas gracias por vuestro tiempo y vuestra amabilidad. Si hay algo que  queráis añadir, a modo de despedida o que sintáis que algo se haya quedado en el aire, o que no os haya preguntado, ahora es vuestro momento, como desde el segundo uno, por supuesto.

Alejandro Lobo: Siempre se quedan cosas en el aire. Yo soy muy pesado en esto, pero a mi generalmente siempre me gusta mucho agradecer a todo el mundo que participa, en definitiva, ayudando siempre al cortometraje, sacándolo adelante desde la realización del corto en sus distintas fases, pre, rodaje y post-producción, como a personas como tu, con tu blog, que nos ayuda también a darle difusión y a darle un poquito de vista.

Nacho Vega: Se hace con mucho gusto.

Alejandro Lobo: Créeme, cuesta tantísimo sacar adelante este tipo de proyectos, que cualquier iniciativa de este tipo, que te iba a decir “por pequeña que sea”, pero no me cansaré de decírtelo, el hecho de que vengas de Granada a Sevilla, para hacernos una entrevista, ¡para mi tienes el cielo ganado!

img_1716

(Aquí se viene la sorpresa que no me esperaba)

Alejandro Lobo: El cielo ganado no, pero a lo mejor tienes ganado otra cosa. Me he acordado, vas a ser el primero que lo tenga.

Alejandro Lobo me regala una chapa de Patria. ¡La primera chapa que sale de sus manos, están en las mías! (Ya sabéis, si queréis una como esta, al igual que otros regalos como camisetas, pósters firmados o tazas, ¡colaborad con este gran proyecto!)

img_1714

Darío Marchena: ¡No lo tengo ni yo!

Nacho Vega: ¡Muchísimas gracias! Una nueva chapa para mi chaqueta, y esta ¡va a quedar muy bien!

img_1720

Nacho Vega: Bueno, muchísimas gracias por vuestra atención y por vuestro tiempo. Esto es una despedida con sabor a reencuentro para celebrar futuros éxitos.

Alejandro Lobo: Nosotros esperamos volver a tener otra entrevista, ya sea vía telefónica o a través de la vía que queramos, o que nos veamos allí en Granada, que se dice que hay un certamen de jóvenes realizadores.

Nacho Vega: ¡Hecho! Os venís para allá y después del trabajo, ¡unas cañas!

Alejandro y Darío: Pues entonces nos tenemos que ver allí.

img_1727